UN MONILLO CON “CACONES”

De todos es sabidos y si no les digo que el monillo y la menda han pasado unos fantabulosos días en tierras bávaras, a parte de una vaca y un jefe alucinado, hemos tenido alguna anécdota más, entre ella esta que os vengo hoy a relatar y que tanto se ha hecho esperar (pero es una semana he hecho más kilómetros que Willy Fog)

Está claro que la convivencia con 4 niñas rubias, guapas y encantadoras podrían tener varias consecuencias en mi hijo, yo hubiera muerto de gusto con que hubiera aprendido de ellas, eso de ser hermanas y quererse, el sentarse en una mesa a pintar, el recoger sus platos de la mesa, o el estar hipnotizadas viendo una peli, pero nooooooooooooooo el tenía otro objetivo más claro, que yo no supe visualizar a tiempo.  El monillo vio que lo de compartir bañera con la sección femenina se lo estaban poniendo difícil, que el padre tigre no iba a dejar que fuera tocando “culitos” tal que así, por lo tanto aplico aquello de “ si no puedes con el enemigo, únete a él”.

Creo recordar que era el segundo día, cuando escuche un chancleteo libre en el segundo piso, y en el salón estaban todas las damitas. Al minuto se escucho una risa incontenida y una bajada de escalera tipo pato torpe y ZAS!! Allí venía él con su ya famoso pijama de esqueleto fluorescente y sus tacones de princesa (según me específico la tigre de Rapunzel). Se paseo risueño por todo el salón, bajo mi atónita mirada y la risa contenida de mi amiga. Volvió escaleras arriba con un arte incontenido de tacones rosas con calcetines marrones, tardó cinco minutos en bajar, ahora iba acompañado de la tercera que miraba atónita como “el suyo amigo” paseaba su bolsito Barbie por el salón. Yo decidí dejar pasar esa tarde como quien ve llover.

Pero la cosa no se calmó es más cogió tintes de tema serio, hasta el punto que la madre tigre estaba dispuesta a regalárselos. Yo en cuanto tuve ocasión avise por skype al gorila de la nueva tendencia estética de su hijo,  tuvo una risa floja que aún le dura….Al día siguiente los tacones estaban debidamente ordenados por lo tanto el señorito no las encontraba, así que raudo y veloz fue donde alguna de las niñas a pedir “las sapatillas con cacones”. Al rato tocaba la hora del baño y cuando estábamos en el cuarto a solas me dijo “ Ama después del bañito me puedo volver a poner los cacones, y dormir puedo dormir con las sabatillas de cacones…”, ay madre su cara de cordero degollado me pudo, le dije que claro que sí pero que dormir no…El sonido de los tacones le chiflaban, se pasaba la tarde subido en el baúl del salón taconeando, hasta que  descubrió un cabeza de caballito ( también rosa) con el que cabalgar a ritmo de taconazo.

foto con tacones

El tema de tacones rosa de purpurina con pedrolos, llegaron a ser tan usuales y pasionales, a pesar de las risas incontenida de mi colega y mi asombro, que fueron el castigo más efectivo. Ay  señores!!! Que llegó ese momento en el que me vi alzando la voz a la amenaza de “o te comportas o no hay tacones!!” lo dije en euskera pero yo sé que la tigre y su origen donostiarra lo pilló a la primera y sólo dijo, o escribes tu el post o lo cuento yo, tú misma.

El último día mientras cerraba la maleta, el correteaba con sus cacones y el carrito de muñecas de la cuarta y yo rezaba porque no descubriera el baúl de los trajes y me apareciera completamente tuneado de princesa. Pero nos fuimos de aquella casa tan acogedora donde nos recibieron y trataron como reyes, a pasar un día fuera en paz y armonía (dentro de lo que permiten 5 criaturas) hasta que llegará el momento de despedirnos en el aeropuerto. Después de pasar el estricto control de seguridad el monillo me miró con cara triste y me dijo:

– Ama esta noche no podré ponerme sabatillas de cacones…

-Bueno podemos decirle a aita que te compre unos en Barcelona…

En aquel momento me sentí mal por no haber aceptado el regalo de mi amiga, pero me quede tranquila porque en casa siempre le quedarán mis tacones con los que aparte de hacer caravanas puede pasear pasillo arriba y abajo. Porque el gorila, no sólo no estaba por la labor de comprarle unos, sino que por si las moscas ese día no fue a una tienda que necesitaba por tener el Disney store cerca y tener miedo que su hijo aprovechara la ocasión. Por no decir que esta digiriendo que su suegro haya decidió comprarle al  monillo unos crocks de color rosa “principalmente porque sólo había esos y ni el chaval ni yo tenemos ningún problema con el color”. Sí a eso le sumamos que ha heredado la bici de Barbie de su prima de pintxolandia y va feliz por Madridtxikito…ni os cuento.

PicMonkey Collage

Recuerdo de los anfitriones                                     No lo vea todo rosa

PD: a pesar de las risas que han sido muchas, quiero decir que me encanta que mi hijo juegue con todo tipo de juguetes, es más me enorgullece de ello. Aprovecho este post para mandar el mayor de los besos y abrazos a cuatro niñas maravillosas, que me han hecho recordar lo mucho que me gustaría ser madre de una niña y lo bien que se puede llegar a criar una familia numerosa en un ambiente de lo más especial.

74 pensamientos en “UN MONILLO CON “CACONES”

  1. jajajaja, si es que ellos no ven nada raro en esas cosas, mi pedazo de bruto tiene un carrito de muñecas de color rosa fucsia llenos de unicornios con colitas de arcoiris…que adora y que se dedica a pasear por medio mundo y que lo mismo lo llena de coches, que de piedras que pretende que tu “titi” (mi hermana Isa) se meta en el carrito y pasearla. Lo de los tacones, pues a un no le ha dado por ahí, de momendo le pirra ponerse los zapatos gigantes de su papa…creo que por que son gigante, pero ya llegará seguro…

  2. jajajajaja pero que lindo el Monillo jajajajaja yo sé de uno que se los hubiera metido en la maleta a hurtadillas porque con los míos no puede casi andar, jajaja.
    es para estar orgullosa y bien orgullosa de él claro que sí.

  3. Muy fan del monillo y muy fan de tu “o te comportas o no hay tacones!!” jajaja.. A mi me parece estupendo Nadie mira raro auna niña si juega con coches, porque coñe no puede jugar un niño con tacones? Pues eso.

    (también.. que viva la tigre y toda su estirpe)

    • Pues eso mismo pensó ayer el aitona cuando le compro las sandalias esas rosas, que ya vale de perjuicios, eso sí la cara del gorila era un cuadro picasiano.

      La estirpe de la tigres es única, tengo mono de la cuarta y la segunda, así voy viendo niñas rubias por todas las esquinas.

      Gracias por pasarte compi

  4. Ay omá que tengo la venganza perfecta para el Gorila por haber dejado que monillo mostrará su arte pis-cinario a Critter ¡cacones rosas fosforitos para mi monillo! Que con ese pijama de esqueleto ¡HASTA MODELO DE HAUTE COUTURE! 😛
    ¡Que risas por Dior!
    Un besote desmadroso

    • Jajaja, la meada bañeril la vamos a tener que solucionar en breve o se lo recordarás hasta el día de su boda…Lo de los tacones es cosa tuya, pero recuerda que el gorila no se anda con chiquitas y el Haute Couture no le va 😉
      NO negaré que me reí y mucho pero la tigresa más aún.

      Beso peinetero

  5. Jajajaja, pero qué risas más ricas debisteis daros la Tigre y tú. Hija, yo no me entero de nada, pq no sabía nada de los cacones del Monillo antes de leer esto, pero ahora q lo sé no me extraña q haya traído cola y risas.
    Ha tenido q ser un viaje estupendo, felicidades!

  6. Jajaja, tenías que haber escrito el post ayer, “jodía”! Pasé por la tienda disney, y pensé que los zapatos de tacón de las princesas les sentarían genial a mis hijas, para que se disfrazaran y dejaran de usar mis tacones. jajaja, no sé si son las influencias bávaras, al estar rodeado de tanta niña guapa, o será otra cosa, pero el Monillo es genial!! Olé por él, y los cacones.

    • Ay flor de loto ayer lo escribí pero no lo publiqué y con retraso que tendría que haberlo hecho la semana anterior. PUes ya sabes estas a tiempo de poner remedio. Eso sí como niña fanática de los tacones te diré que siempre molaban más las de mamá… por lo tanto no pierdas el tiempo.

      El monillo es único. Besos doña terremoto

  7. ¡Qué genial! Dí que sí, que hay que dejarles jugar con todo sin prejuicios. ¡Sólo faltaría!

    Me imagino la carita cuando te dijo que por la noche no podrías ponerse los tacones… ¡qué mono! Y me imagino a la tigre meada de risa cuando lo vio. Que oye, la estampa del pijama de esqueleto con los tacones y el bolso de Barbie tuvo que ser brutal.

    Me alegro de que hayas sacado tiempo para contárnoslo. ¡Jajaja! Otra mañana que me has alegrado 😉

    Muack

    • Sí el momento yo bajo las escaleras cual Lina Morgan, lo tiene que tener la señora tigre en la retina vamos… no hace falta decir que para el padre tigre somos una especie en extinción, la madre en modo informal con el jefe y el hijo con pijama fluorescente y tacones purpurina.

      A mí me hace tremendamente feliz alegrarte el día. Besazo

  8. jajajaja, aupa monillo! Ains, le perdono que haya vuelto haciendome poco o nada de caso porque entiendo que con los cacones se haya olvidado de mi 🙂 Oye, y no sera que ha sacado tu vena andaluza y a el lo que le va es el flamenco y el taconeo? igual teneis que explorar esa vena. Muxus y que tengais buen dia! Cuando hables con el monillo dile que A. y yo le echamos de menos por skype

    • Ya tenemos que pensar la manera que el aitona os conecte, pero las horas que hacemos de skype estais vosotras en el tercer sueño jajaj. Mi vena andaluza en la tripa la tenía porque fue a flamenco conmigo, pero hasta ahora le ponía más un irrintzi que un quejío.

      Aupa el monillo y la madre que lo parió!! ( has visto me emocionó me lanzo y parezo de bilbao 😉 )

  9. jajaja, que guapo esta el monillo con los tacones…si esque hacen un ruido maravilloso para ellos jeje. mi suegra a veces le pone camisetas a mi principe de la prima y son de princesas, hello kitty y dora, y el niño mas contento que todo, y las diademas….se las pone el solito y le encantan, sobre todo si llevan flores o lazos jeje, el padre se muere porque no le gusta nada, pero no hay nada de malo en eso, los niños tienen que disfrtar.

  10. uno de mis sobris de peque quería ser mariposa y cuando le dijeron q eso era de niñas dijo: “bueno, pues… mariposo!”

    si al final los prejuicios estan en los ojos de los grandes, no hay pq pasarlos a los chiquitos! (y cuando digo chiquitos me refiero a los niños y no a los “cacones” q usa Sarkozy para alcanzar a la Bruni, eh? jajaja XD)

    • Jajaja que bueno lo de Sarkozy.. tienes razón muchas veces somos nosotros mismos los que les creamos esos perjuicios, por eso me ha apetecido mucho escribir el post, porque ahora desde la distancia pienso que tendría que haber aceptado el regalo de los tacones y que si él es feliz yo más.
      Beso

  11. Primero, tienes que tranquilizar al gorila porque sólo los hombres de pelo en pecho y seguros de ello ( y los monillos en devenir) pueden ponerse zapatos de tacón o crocks rosas y mantener la cabeza alta. O se que el rosa es un color de macho alfa y punto.

    Estoy de acuerdo con los otros comentarios, las niñas de hoy en día piden jugar con todo, coches,camiones, súper héroes, espadas, etc. Y un niño no puede jugar a las cocinitas o disfrazarse? Amos, tenemos que ser más coherentes con nosotros mismos/as. Dicho esto, a mi mente abierta y a mi espíritu de igualdad se le ha atragantado una cosa; el maquillaje y es que eso de ver a mi hijo maquillado lo llevo mal, tengo trabajo por delante

    En fin, tener una niña mola muchísimo sobre todo si viene después de un niño por aquello de la variedad!
    Además como tiene a su hermano de tutor e ídolo,me ha salido macarrilla la nena, no se achanta por nada!

    • Tienes razón lo del maquillaje tiene que ser más difícil pero igual de divertido. Yo creo que lo del gorila y otros padres es muy de boquilla, porque luego disfrutan de ver las locuras de juegos de sus hijos. Yo estoy feliz de ver que ha compartido días con niñas y que ahora esta con sus primas y su bici barbie, que leches eso es clase y lo demás tonterías!!!

      Gracias por el comentario. Besos

      • jajaja, mi niño aun no me pide maquillaje, pero balsamo labial….como se lo echa el tio…y las uñas…si me las pinto con el delante, tambie se las tengo que pintar…
        y le consiento todo eso a falta de una niña (con mis dos varoncitos, me quedo aun con las ganas de una niña)

  12. Se me saltan las lágrimas cada vez que veo los tacones rondando solo por la casa… ¡Mira que no haberme dejado que se los regalase! No tienes corazón, con el salero que se daba el niño taconeando…

    • Pues te diré que ahora me arrepiento y muy mucho que no te los aceptara, en serio… porque ahora ya no valen cualquier tacón sino ” ama cacones alemania de Ma..t” ya tu sabes!!!

      Lo de taconear con salero, tiene a quien parecerse 😉

  13. Pues creo que no tendría problema con los tacones, quizás la vecina de abajo fuera de otra opinión, pero el caso es que los míos sólo les ha dado por sujetadores y mis zapatos. El color rosa no lo ven demasiado.
    Y lo de castigar sin tacones es para reírse almenos lo que queda del verano por el amor del gott jajaja

  14. Jajajajaja!!! El monillo es un crack!!! Me encanta!!! Pues claro que sí, todos pueden jugar con todos los tipos de juguetes, a mí tampoco me molan los estereotipos, tenías que haber aceptado el regalo de la tigresa, porque si le mola taconear, es porque igual está desarrollando la vena flamenca y andaluza, quién sabe… Besitos guapetona!!! 🙂

  15. Jejeje,pero q arte tienes!! Me he reído un montón con la anécdota de tu monillo a mi me pasa algo parecido con mi hijo,porque su hermana q tiene 3 años más q el,cuando se aburre le disfraza con su ropa o con la mia,y el siempre se pasea por el comedor moviendo el culete y me pide q le haga fotos,después no me extraña q le diga a todo el mundo q de mayor quiere ser payaso!! 😉

  16. Me ha encantado el post, pero sobre todo la postdata!Cuando eramos peques, mi primo cada vez que venía a nuestra casa se quitaba el disfraz de Spiderman y se disfrazaba de la madrasta de Cenicienta, y a día de hoy más “masculino” no puede ser,jejejeje. Enhorabuena por tu blog!besotes

    • Muchas gracias por esas palabras tan chulas, me alegra que a alguien le parezca especial la postdata, porque para mí fue una necesidad el ponerla.

      El disfraz de spiderman también lo tenemos jejeje a ver cuando conseguimos el de madrastra.

      Beso

      • Es que en todos los post de una y otra contando vuestras aventuras, me imagino una casa llena de gente, risas, ganas de pasarlo bien, mucho cariño, y todo muy natural, sin agobios de que el niñ@ coma o no coma, ponga el codo en la mesa,etc que no quiere decir que no haya esos momentos pero que son los menos, no se, quiero una familia numerosa,jajajaa!!!!besotes

        • Te dire que yo soy madre de hijo único por ahora…pero la Tigre es familia numerosa y te puedo decir que es muy divertido, ahora algun agobio que otro sí que el mio es muy revolucionario, pero un poco de orden y concierto sí que sino aquello era una casa locos jajja.

          Ánimo y a por la familia numerosa!!!

  17. Para los niños no existen esos prejuicios de sexo, y eso mola, solo juegan y se divierten. Nosotros tenemos un vecino, que le encanta Hello Kitty, y el color rosa, ante la desesperación de su padre…cosas de niños!!
    Un besote
    PD: Seguro que monillo, tenía mucho arte, andando en cacones

    • Confirmado los de los prejuicios somos nosotros, los adultos porque así lo queremos ver, y yo la primera que a veces no aflojo… pero lo importante es que ellos disfrute y nosotros nos divertamos con ello.

      Arte no se si tenía pero entusiasmo a raudales!!!!

  18. Querida, tacones no sé, pero rosa sí o sí para todo niño cuya madre aprecie la igualdad de género, el feminismo, los roles compartidos y un largo etcétera que cría mejores niños (y donjuanes en potencia cuando lleguen en edad de merecer). Olé al aitite y a la bici de la prima! Y olé a la peineta! Of course!

      • Chica, es que con estas cosas no hay que andarse con tonterías porque, de lo contrario, la balanza siempre tiende a inclinarse hacia el lado que nos desfavorece… Y creo que como madres tenemos un papel gigante para criar niños con cerebro en vez de abobados. Te parecerá una tontería, pero me ha costado meses hacer entrar en razón a Emma, que cuando veía rosa decía “nena”, en convencerla de que el rosa es “rosa” y que es para nenas y nenes (aunque no sea lo que encuentre frecuentemente en la calle). Muas!!!!

        • Olé, el monillo tiene una camiseta fucsia para este verano chulísima, pero sí he de decir que lo de los estereotipos a veces es muy exagerado y bueno como no siempre estamos solas en otros, hay padre menos intransigentes pues mira…Pero que conste que el gorila no puso ninguna pega a la bici Barbie heredada, en breve el compra los tacones jejeje

  19. Jajajaja me ha encantado la anécdota, y es que yo lo entiendo porque los tacones de Rapunzel son lo más (La Rubia tiene unos y al parque que se los lleva). Además para el Monillo son una novedad y hay que entender que se quedara flipao. Creo que Tripadre reaccionaría como el Gorila, una mezcla entre pelos como escarpias y me muero de risa ;))

  20. SIn parar de reir y es que la combinación de pijama esqueleto con tacones Rapunzel no tiene precio, vamos que igual hay que planteárselo para la próxima temporada jejeje.
    Ya lo han dicho muchas pero yo lo primero que pensé fue…. el caconeo lo lleva este en la sangre y ha descubierto por fin el medio para dar rienda suelta a su arte. Solo espero que si finalmente te decides a comprarle unos la/el vecino sea un poco sordo porque con la energía que se trae el monillo…tela.
    PequeDetalle es una aficionada a los coches, tractores, excavadoras…en fin, todo el mundo de ruedas… y yo feliz como una perdiz haciendo carreras a muerte con ella ;-). Viva la diversidad y el juego libre.
    Enhorabuena por el post

    • Ves es lo que decía antes otra madre, las niñas juegan con los coches y no hay tanto perjuicio pero a la inversa cuesta más…Dejate de vecinos que bastante fichados nos tienen, sólo de pensar de abrir la puerta y que me encontraran a mi con chándal y el monillo con su pijama de esqueleto y tacones de rapunzel…mortal!!!

      Beso y me encanta que te haya gustado tanto el post

  21. Jajajaja!!! Qué no se lo explique a su amigo, que ya me lo veo haciendo equilibrios con “cacones” (y tendría que comprarlos por partida doble para evitar peleas fraternales).

  22. Me como al Monillo, que gracioso, querer dormir con los cacones. Está pidiendo unas clases de flamenco ya.
    Que envidia la casa de la madre tigre con sus 4 rubias, con lo difícil que me parece a mí organizar una casa con tantos miembros, pero no llores tanto por una niña. No sé quién dijo que un padre y una hija son dos personas, y una madre y un hijo sólo una.
    Seguro que el padre tigre estaba encantado de volver a ver un calzoncillo entre tanta braga.

    • NO te creas el padre tigre esta feliz con su camada, pero me supongo que en el fondo le haría ilusión un niño, eso si no tan movido como el mio y con pijama y tacones…

      PD: hoy pensaba en tí, soy una descastá mañan sin falta te envio un sobre con lo que tenemos pendiente de la tómbola, pa matarme.

  23. Ayer fue cuando leí tu post pero no pude parar a contestarte (demasiado trabajo agggrrr). Como siempre, me reí bastante ¡¡y más cuando vi las fotos!! jajajajaja. Qué bueno es! Me imagino tu cara al verlo jaaaaaaajajajajaja

    Olé tu y olé todos por los tacones (oye lo del flamenco miratelo eh como dicen por ahí arriba jaja) por las cosas rosas, porque no hay cosas de niñas ni de niños, buahhh las etiquetas! Y me sorprendí ayer, que le estábamos comprando una minipiscina a Marc para la llevarla a la playa y la única mini mini que había era de aros de colores y uno era rosa y le digo a mi maridín: ay, esa no… que lleva rosa… Y él me dice: ¬¬ Uy! Y qué pasa??!!! Y me vino a la mente tu post y digo ¡¡Qué leches!! Of course 😉

    Gracias por hacerme reir tanto con tus aventuras 🙂

    Un beso!!!

    • Olé por esa piscina en tonos rosas y lo dicho yo voy a ser la primera en quitarme perjuicios este verano, que el monillo es un fanático de pepa pig y a veces me cortó en comprarle las mochilas porque son tomos muy de “niña”

      Me alegro que te hayas reido.

      Un beso

  24. Tenía pendiente comentar este post porque me rei un rato largo. Viva el monillo! ME encanta, me encanta!! Y yo en el próximo cumple le regalo las sabatillas de cacones, para que no se quede el niño con la cosa, cojones ya!!!!!!!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s